Görzad Pumarino

Görzad Pumarino

ENFOQUE EMPÍRICO ANALÍTICO O POSITIVISTA

Enfoque  Empírico Analítico o Positivista:

 

El surgimiento de la ciencia contemporánea en el siglo XXVIII estuvo caracterizado por desligarse de la teología, situación que se encuentra contextualizada históricamente, por una fuerte actividad artesanal motivada fundamentalmente por el nacimiento de la sociedad industrial, cuyo resultado fue la incorporación de la ciencia al proceso productivo, así como por el surgimiento y proliferación de nuevos enfoques y disciplinas.

 

Se comienza una vasta proliferación de investigaciones que promueven el surgimiento de nuevas ciencias; aparecen los primeros estudios científicos sobre el hombre, de los economistas Adam Smith, David Ricardo, Malthus, entre otros.

 

Se producen en ese período el surgimiento, por ejemplo, de la termodinámica, la síntesis de compuestos orgánicos, la tabla de los elementos y las fórmulas estructurales en Química, la teoría darwinista sobre la selección natural de las especies, etc.

 

A partir de los estudios de la filosofía positiva, surge el método del mismo nombre, se crea una metodología o lógica de la ciencia que estuviera situada por encima de las históricas discusiones entre el idealismo y el materialismo. Basadas en dichas ideas, las ideas positivistas se desarrollaron aún más en el siglo XIX desde una perspectiva de cuantificación a tal punto que el pensamiento propuesto declarara a los elementos o factores sociales como cosas.

 

Características del enfoque positivista:

 

Entre las características fundamentales de esta postura se encuentran las siguientes: pretende lograr la neutralidad de la filosofía, trata de eliminar toda subordinación de la realidad a la razón trascendental y enfatiza que los fenómenos del mundo deben verse como neutrales: esto es, movidos por leyes universales válidas.

 

Tiende hacia lo verdaderamente actual y subsistente con el propósito de transformar la filosofía en una ciencia de la experiencia, orienta el pensamiento hacia los hechos y exalta la experiencia como conocimiento supremo, defiende la idea de que lo verdadero debe derivarse sólo de los hechos, por lo que debe utilizarse el mismo método que en las demás ciencias de la observación. La sociedad debía ser tratada como la naturaleza, pues si para esta última existían leyes generales objetivas, lo mismo sucedería con la primera.

 

Otras de sus características están relacionadas con que el razonamiento debe basarse en los hechos observados; buscando establecer cadenas de ellos y explicarlos. El método por excelencia para los filósofos del positivismo, es la observación porque, pues para ellos, elimina las explicaciones causales, ofrece la posibilidad de repetirse tantas veces como sea necesario y porque todo lo que ella no logra aprehender puede declararse como no cognoscible.

 

A partir de esta propuesta se deslindan niveles:

  • La observación propiamente dicha.
  • La experimentación, como la observación del objeto que ha sufrido modificaciones por el científico.
  • La comparación de hechos análogos, cuando los dos anteriores no son posibles, lo que permite transitar de lo conocido a lo desconocido.

 

El positivismo afirma que en la realidad existe un orden único que tiende al progreso indefinido de la sociedad. Todo lo que ocurre responde a ese orden natural que hay que descubrir, conocer y aceptar. Así, el ser humano no es el constructor de la realidad social, ya que propone una suerte de inmovilismo que descarta la problematización.

 

Sólo el hecho científico es como es como hecho externo al sujeto, las hipótesis sólo tienen valor cuando se pretende investigar lo que es inaccesible a la observación y al razonamiento positivo y, por tanto, necesita del experimento y la comparación.

 

El positivismo señala que el conocimiento científico es universal y atemporal, lo que le otorga validez a los conocimientos en cualquier circunstancia o contexto.

 

Por cuya razón es necesario seguir el método deductivo para poder enriquecer el conocimiento racional a expensas del experimental.

 

Las leyes universales sólo pueden ser establecidas, por una élite de científicos, la cual observa la realidad, analiza los hechos, encuentra las leyes generales y necesarias de los fenómenos naturales y humanos y se elabora una ciencia de la sociedad.

 

El positivismo dividió todas las afirmaciones significativas en dos clases: proposiciones analíticas que son las de la lógica y las matemáticas; son afirmaciones de verdad o falsedad que dependen del conjunto del significado delos términos que constituyen la afirmación y proposiciones verificables que engloban las afirmaciones sobre el mundo que pueden ser verificadas, al menos en principio, por la experiencia sensible de un modo empírico.

Tags

All tags

Blog Stats

  • Total posts(68)
  • Total comments(17)

Forgot your password?